Todavía no se implementan las medidas necesarias

para la lucha contra la violencia a la mujer

09.10.2019 

La Defensoría del Pueblo anunció que en la región Lima no se ha emitido ordenanza para la implementación de instancia de concertación para la lucha contra la violencia hacia la mujer.

Durante la presentación del reporte de supervisión del Plan Nacional Contra la Violencia de Género 2016-2021 (PNCVG), la institución indicó que esta situación complica la atención apropiada de las víctimas, sobre todo sabiendo que la región agrupa el mayor número de casos denunciados (36,843 hasta agosto de este año).

La Defensoría del Pueblo ha hecho hincapié en la creación de las Instancias de concertación de la lucha contra la violencia a la mujer. A pesar de que el Gobierno Regional de Lima ha creado este espacio de coordinación, aún no ha emitido la ordenanza y no cuenta con un reglamento de funcionamiento, lo cual puede poner en peligro la atención adecuada de este problema. En el ámbito provincial, solo Huaral, Oyón y Cañete han formado sus instancias de concertación provincial, aunque Oyón tiene pendiente su instalación.

Además, hasta el día de hoy, el Gobierno Regional de Lima no ha reportado la creación de ningún hogar de refugio temporal para mujeres víctimas de violencia, a pesar de que existe una obligación señalada en la Ley para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres e integrantes del grupo familiar. Esto pone en riesgo la atención y recuperación, desde un enfoque multidisciplinario, de las personas afectadas por la violencia de género.

Asimismo, la región Lima no incluyó el acoso sexual en espacios públicos en el Plan Regional de Seguridad Ciudadana 2018, y no habilitó un registro de incidencias de estos casos y tampoco incorporó acciones de prevención en su Plan Operativo Institucional. En cuanto al nivel provincial, solo Lima, Cajatambo y Cañete emitieron una ordenanza para prevenir y sancionar esta forma de violencia.

Con respecto a los gobiernos provinciales, el 57% de las municipalidades provinciales supervisadas capacitaron a agentes comunitarios en materia de prevención de la violencia de género en el 2017. Para el año 2018, se incrementó a un punto porcentual. Siendo los temas que se abordan con más frecuencia: violencia psicológica (94%), violencia física (91%) y sexual (88%).

Cabe resaltar que, ante estos acontecimientos, la Defensoría del Pueblo ha recomendado a los gobiernos regionales y provinciales, incluso a los de Lima, cumplir con los objetivos del PNCVG 2016-2021, de tal forma que se garantice la lucha contra las diversas formas de violencia a las mujeres e integrantes del grupo familiar.